martes, 15 de octubre de 2013

Recursos Catequesis Parábola del Sembrador




Fuente: dibujosparacatequesis








 


Fuente: elrincondelasmelli

Un día se congregó un gran número de personas, pues la gente venía a verlo de todas las ciudades, y Jesús se puso a hablarles por medio de comparaciones o parábolas:




El sembrador salió a sembrar:


Al ir sembrando, una parte del grano cayó a lo largo del camino y las aves del cielo se lo comieron.


Otra parte cayó sobre las rocas; brotó, pero luego se secó por falta de humedad.


Otra cayó entre espinos, y los espinos crecieron con la semilla y la ahogaron.


Y otra cayó en tierra buena, creció  y produjo el ciento por uno. 


Al terminar, Jesús exclamó: "Escuchen, pues, si ustedes tienen oídos para oír".

Sus discípulos le preguntaron qué quería decir aquella comparación.
Jesús les contestó: "A ustedes se les concede conocer los misterios del Reino de Dios, mientras que a los demás les llega en parábolas. Así, pues, mirando no ven y oyendo no comprenden.

Aprendan lo que significa esta comparación. La semilla es la palabra de Dios. 

Los que están a lo largo del camino son los que han escuchado la palabra, pero después viene el diablo y la arranca de su corazón, pues no quiere que crean y se salven. 


Lo que cayó sobre la roca son los que, al escuchar la palabra, la acogen con alegría, pero no tienen raíz; no creen más que por un tiempo y fallan en la hora de la prueba.


Lo que cayó entre espinos son los que han escuchado la palabra pero las preocupaciones, las riquezas y los placeres de la vida los ahogan con el paso del tiempo y no llegan a madurar.


Y lo que cae en tierra buena son los que reciben la palabra con un corazón noble y generoso, la guardan y, perseverando, dan fruto.


Fuente: http://mjargueso.blogspot.com.es/



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Quizás también le interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...